viernes, 2 de agosto de 2013

¿Cómo se usa la frase «consigo mismo»?

La Esquina del Idioma
Piedad Villavicencio Bellolio
«Consigo» es un pronombre personal tónico reflexivo. Señala a la tercera persona del singular y plural (él, ella, ellos y ellas).

Entre los elementos que lo componen está la preposición «con». Cuando esta preposición antecede a mí, ti o , se emplean las formas «conmigo», «contigo» y «consigo»: Ten la seguridad de que conmigo no te faltará nada. Siempre me agrada hablar contigo. Llevó los almanaques consigo. Por lo tanto, no son apropiadas las construcciones «con mí», «con yo», «con ti», «con tú» o «con sí».

CONSIGO MISMO
El pronombre «consigo» se emplea con el adjetivo «mismo» para dar énfasis a la frase. En este caso, dependiendo del pronombre personal al que se aluda, el adjetivo debe cambiar de género y de número: Juana y Rosario (ellas) llevaron las flores consigo mismas. Después del problema, Andrés (él) se quedó meditando consigo mismo. Percatémonos de que el pronombre «consigo» permanece invariable en los dos casos (singular y plural, masculino y femenino).

La Nueva gramática de la lengua española indica que «los pronombres él/ella/ellos/ellas adquieren valor reflexivo en algunos contextos. Son comunes las alternancias de estos pronombres con el reflexivo 'sí' en contextos preposicionales. Se prefiere la variante 'sí', pero la otra opción se considera igualmente correcta: Hasta que no tomen conciencia de (sí-ellas) mismas; Se pasan el día hablando de (sí-ellos) mismos; No es más que un puro ejercicio intelectual que se agota en (sí-él) mismo».

¿Se puede omitir la coma en «hola Luis»?
La coma no se debe omitir. La norma de puntuación recomienda que se aíslen entre comas los sustantivos que funcionan como vocativos.

Recordemos que los vocativos nombran o llaman la atención del interlocutor. Ejemplos: Qué gusto saludarte, Andrea; Cuando llegaste, Luis, todo se aclaró.

En los ejemplos anteriores notemos que los vocativos son Andrea Luis

No olvidemos que esta coma es de empleo obligado: no debe omitirse aunque el contexto sea de corta extensión; tampoco, cuando se perciba que no hay pausas en la lectura. Ejemplos: Hola, amigo. Hola, Luis. Sí, doctor. Dime, Raúl.

También debemos tener presente que no es apropiado escribir coma después de la frase de saludo:

Estimado Luis,

Con alegría recibí el obsequio que me enviaste...

Esa coma debe reemplazarse por los dos puntos, así:

Estimado Luis:

Con alegría recibí el obsequio que me enviaste...

¿Adecua o adecúa?
Las dos formas son correctas, pero en el ámbito denominado culto suele preferirse la que tiene diptongo. Por tanto, en ese grupo se articula la última sílaba con un solo golpe de voz.

FUENTES: DICCIONARIO DE LA LENGUA ESPAÑOLA, DICCIONARIO PANHISPÁNICO DE DUDAS, NUEVA GRAMÁTICA DE LA LENGUA ESPAÑOLA Y ORTOGRAFÍA DE LA LENGUA ESPAÑOLA, DE LA REAL ACADEMIA ESPAÑOLA Y LA ASOCIACIÓN DE ACADEMIAS DE LA LENGUA ESPAÑOLA.
Pintura de: Andre Deymonaz, tomada del blog negis art 
Texto tomado de: La Esquina del Idioma Diario eluniverso.com
Guayaquil, Ecuador

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Blog Widget by LinkWithin