martes, 27 de mayo de 2014

¿Es nuevito o nuevecito?, ¿mensajito, mensajecito o mensajecillo?

La Esquina del Idioma
Piedad Villavicencio Bellolio
Todas esas formas pueden ser factibles. Entre los sufijos que se usan para construir diminutivos están -ito / -ita (nuevito) con las variantes -cito / -cita (rinconcito), -ecito / -ecita (lucecita) y -ececito / -ececita (piececito).
Según la Nueva gramática de la lengua española (NGLE), los sufijos -ito e -ita (cuadernito, pancita) son de uso frecuente en América; -ejo y -eja (diablejo, diableja) en algunas zonas de Argentina y del español andino; -ingo e -inga (osingo, plantinga) en la parte oriental de Bolivia; también se emplean -ico e -ica (tontico, plantica) en regiones del Caribe con la variante -itico e -itica (mismitico, solitica). Además de algunos de los sufijos mencionados, en España también se usan las terminaciones -uco / -uca, -ino / -ina, -illo / -illa, -iño / -iña, -ete / -eta, entre otras.
ASPECTOS IMPORTANTES
Antes de escribir el sufijo, se suprime la última vocal si la palabra base tiene acentuación grave o llana. Así es que de carta + -ita resulta cartita. De nuevo + -ito o -ecito se obtienen las formas nuevito y nuevecito. De mensaje + -ito, -ecito o -ecillo devienen los diminutivos mensajito, mensajecito y mensajecillo. A tenor de esta norma, algunas veces en la segmentación (unión del sufijo, formación del derivado) coincide que la vocal que se anula es igual a la vocal inicial del sufijo. De ahí que en la segmentación de mensajecito y mensajecillo los elementos que se unen son mensaj- + -ecito o +-ecillo.
Se conserva la última vocal de la base cuando esta tiene terminación tónica (acentuación aguda): de café > cafecito; de té > tecito; de chalé > chalecito; de aquí > aquicito.
La NGLE indica que «cuando la palabra termina en un grupo vocálico y las dos vocales son átonas, es posible que se supriman ambas, como en ampl(io) + -ísimo > amplísimo; pero se conserva la primera si es tónica (frío > friísimo)».
Los monosílabos terminados en consonante no pierden ningún elemento: forman el diminutivo con los sufijos correspondientes: bar > barcito, tren > trencito.
Las palabras polisílabas que terminan en -n o -r generalmente forman el diminutivo con los sufijos -cito y -cita: fulgor > fulgorcito, camión > camioncito.
Algunos sustantivos y adverbios terminados en -s forman el diminutivo con -itos / -itas, -citos / -citas: lejos > lejitos.
Las demás palabras polisílabas terminadas en otras consonantes forman los diminutivos con -ito e -ita: reloj > relojito, mantel > mantelito, pared > paredita. Pero hay muchos casos en que aceptan -cito / -cita (pared > paredcita) u otros sufijos.

FUENTES: DICCIONARIO DE AMERICANISMOS (2010), NUEVA GRAMÁTICA DE LA LENGUA ESPAÑOLA (2009), DICCIONARIO PANHISPÁNICO DE DUDAS (2005) Y DICCIONARIO DE LA LENGUA ESPAÑOLA (2001), DE LA REAL ACADEMIA ESPAÑOLA Y LA ASOCIACIÓN DE ACADEMIAS DE LA LENGUA ESPAÑOLA.
Pintura de: Kim Roberti, tomada del blog 
Texto tomado de: La Esquina del Idioma 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Blog Widget by LinkWithin