miércoles, 30 de abril de 2014

Mamotreto es un objeto o asunto desproporcionado, que no da utilidad sino que estorba o retrasa

La Esquina del Idioma
Piedad Villavicencio Bellolio
La palabra «mamotreto» surgió del latín mammothreptus, que a su vez se derivó del griego mammóthreptos, vocablo que está compuesto por threptós (criado) y mámme(abuela). De manera literal, mammóthreptos significa ‘criado por la abuela’. De aquí parten los sentidos de gordinflón, pesado y abultado, por la creencia de que las abuelas alimentan con esmero a sus nietos y, por lo tanto, los engordan demasiado.

«Mamotreto» se registró en el Diccionario en 1734 con una sola acepción, la de ‘libro o cuaderno que sirve para apuntar y anotar cosas que se necesitan tener presentes para ordenarlas después’. En 1869 se incluyó el significado de ‘libro o legajo muy abultado, principalmente cuando es irregular y deforme’. En 1927 se incorporó el sentido de ‘armatoste’, que se amplió en 1984 con la referencia de ‘objeto grande y pesado’.

Actualmente la palabra «mamotreto» se emplea más como sinónimo de «armatoste», que equivale a un objeto grande que tiene poca utilidad, significado que se registra en la última edición del Diccionario académico (2001).

En sí «mamotreto» se emplea como metáfora de ‘cosa u objeto grande que no da utilidad sino que estorba’ o ‘escrito extenso, sin orden ni sustento’. Por analogía, en el Ecuador suele aplicarse a cualquier asunto que resulta enredado y cuyos objetivos son de difícil cumplimiento. También suele usarse con los sentidos de adefesio, despropósito, disparate, mentira, acción fingida y exagerada, frase artificiosa (falsa, ficticia, engañosa).

¿Armastoste o armatoste?
Un mueble u objeto grande que no es muy útil es un armatoste no un armastoste: En el desván tengo algunos armatostes que voy a regalar. De manera coloquial suele emplearse también la palabra armatoste para referirse a una persona alta y gruesa que no hace ninguna actividad: Con ese desánimo con que caminas pareces un armatoste.

Otro de los significados de armatoste es el de ‘armadijo’, que se refiere a un montón de palos que se usan como trampa para cazar animales.

ARMATROSTE
Consta en el Diccionario de americanismos como epéntesis de armatoste. También ahí figuran las voces almatroste, armastrote y armatostre.

Dinero contante y sonante
La locución no es dinero constante y sonante, sino dinero contante y sonante. Se usa para referirse al dinero corriente o en efectivo, el que está a la mano y se puede contar.


FUENTES: DICCIONARIO DE LA LENGUA ESPAÑOLA, NUEVO TESORO LEXICOGRÁFICO DE LA LENGUA ESPAÑOLA Y DICCIONARIO DE AMERICANISMOS, DE LA REAL ACADEMIA ESPAÑOLA Y LA ASOCIACIÓN DE ACADEMIAS DE LA LENGUA ESPAÑOLA; DICCIONARIO DEL ORIGEN DE LAS PALABRAS, DE ALBERTO BUITRAGO Y J. AGUSTÍN TORIJANO.
Pintura de: Karin Jurick, tomada del blog A Painting Today
Texto tomado de: La Esquina del Idioma Diario eluniverso.com
Guayaquil, Ecuador

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Blog Widget by LinkWithin